El coronavirus marchita las flores y se quedan sin espectadores

La primavera es el mes de las flores, sin embargo, este año con la crisis del coronavirus se han quedado sin espectadores. Los campos están repletos de plantas pero nadie puede contemplar su belleza. El confinamiento ha marchitado las flores sin que nadie las pueda coger.

Algunos de los jardines más grandes del mundo están en Holanda o Japón, pero este 2020 nadie los visita.

6 de mayo de 2020